Ingresa a la red de sitios de Almagro y descubre todos los contenidos que tenemos para ti.

Cocinas Eléctricas

Cocinas-Eléctricas
1Septiembre 2011
Diseño interior
649

La tecnología avanza a pasos agigantados, y así también las fuentes de energía. En la búsqueda por la sustentabilidad ecológica y económica, miles de familias en nuestro país han comenzado a buscar alternativas a los dispositivos y equipos domésticos tradicionales. Es así como poco a poco las cocinas eléctricas han comienzan a sonar como una alternativa cada vez más usada en los hogares chilenos. Pero ¿son realmente una opción eficaz para el bolsillo del hogar? Es lo que analizaremos en el presente artículo de En Altura.

Para entender mejor cuál es el origen del funcionamiento de las cocinas eléctricas basta con saber que son una tecnología sucesora de las estufas eléctricas, que usan la electricidad gracias al denominado efecto Joule. De esta forma podrás comenzar a imaginar cómo funcionan las cocinas eléctricas además de inferir a grandes rasgos cuál es el gasto energético que tiene éstas. Hoy en día podemos encontrar múltiples diseños y valores, donde las mismas marcas de siempre son las que llevan la delantera en este campo. Pero la fuente energética sigue teniendo el mismo tipo de funcionamiento, y por lo tanto, aún no hay grandes diferencias entre los distintos modelos sobre ahorro energético.

A nivel general tenemos entonces una visión más o menos conservadora sobre estos aparatos. En Perú por ejemplo, el Ministerio de Energía realizó un estudió en el cual señalaban que la mayoría de cocinas eléctricas significaban un consumo de electricidad similar al de tener aproximadamente 40 focos incandescentes encendidos simultáneamente. Si buscamos información sobre el consumo de las cocinas eléctricas es difícil encontrar números oficiales, pero es común encontrar que un plato de la cocina encendido, en general, consume cerca de 1500 W, lo que es verdaderamente una cantidad de energía eléctrica bastante considerable, sobre todo teniendo en cuenta que la cocina es uno de los electrodomésticos que más utilizamos en nuestro hogar. Así, las cifras de gasto energético del hogar, así como también las de nuestros bolsillos, se ven en un verdadero problema a la hora de comparar cuanto gastaríamos con una cocina tradicional en base a gas con una cocina eléctrica.

Si miramos estadísticas a nivel mundial, las cocinas eléctricas si bien son una minoría, cada día están teniendo más mercado, gracias a sus diseños modernos, a su mejor seguridad para los niños, porque son mucho más fáciles de limpiar, y además porque la cocina en sí cuesta casi lo mismo que una de gas. Pero en una tabla comparativa de consumo por hogar, tenemos que con una cocina a gas se ahorra entre un 30% a un 50% de lo que se gasta con una cocina eléctrica.  De esta forma, tenemos que aún no existen cocinas eléctricas que signifiquen una buena inversión para nuestro hogar, ni menos, que ayuden a contribuir con el medio ambiente.

Pero si bien una solución ideal consiste en esperar que la tecnología alcance un menor nivel de gasto energético, otra posibilidad es cuando nuestro hogar funciona completamente o en parte a través de paneles solares. Es con esta mezcla de paneles solares y cocina eléctrica que la inversión puede convertirse realmente en una sabia elección tanto para nuestro hogar como para el planeta mismo. Por ahora, las cocinas a gas siguen teniendo la ventaja.

Comenta sobre este artículo

Relacionados