Ingresa a la red de sitios de Almagro y descubre todos los contenidos que tenemos para ti.

Reflexiones de caminata

Por: Carolina Ortiz

Gestora Cultural

reflexiones_principal
13Noviembre 2013
Mi barrio, mi ciudad
550

La experiencia de caminar por Santiago.

¿Hace cuánto no caminas por Santiago? Seguramente la primera respuesta sería: “Hace nada, todo el tiempo camino en Santiago: de la casa al auto, al trabajo, al supermercado…”. Pero con mi pregunta quiero decir ¿Hace cuánto no disfrutas de una rica caminata por tu ciudad, percibiendo todo lo que te rodea?

Estoy hablando de permitirnos paseos donde podamos admirar las grandes y pequeñas muestras de arte que entrega Santiago. Un día de estos me regalé una tarde así – de tranquilidad y de reflexión – caminando por las calles, observando, absorbiendo, criticando y admirando el entorno de esta gran ciudad urbanizada. ¡Qué belleza! Y lo más cautivante, es que las cosas son bellas no solamente por sí solas, sino que es el conjunto de todo lo que hace brillar la ciudad con una luz especial.

Santiago tiene arte en su arquitectura, en parques llenos de esculturas, en veredas adornadas con mosaicos en murales, entre tantas otras manifestaciones. ¿Cómo pasar por delante sin dedicarle ni una mirada? Qué distinto se convierte el escenario cuando uno se da tiempo para percatarse de los detalles que están ahí para hacernos más felices.

Si caminas por Providencia al lado del río Mapocho está el Parque de las Esculturas, sin duda un lujo, donde se reúnen obras de grandes artistas como Marta Colvin, Premio Nacional en 1970. También, ahí a la vista de todos y accesible para todos, están las obras de Federico Assler, Sergio Castillo, Palolo Valdés, entre muchos más.

En la comuna de La Granja se encuentra el mural de Roberto Matta, el cual fue restaurado entre los años 2005 y 2007, luego de sacar 25 capas de pintura que lo tapaban. Está ubicado en la vieja piscina municipal, en Santa Rosa con Américo Vespucio.

Más arriba, si caminamos por Avenida Vitacura, podremos darnos cuenta de las veredas pobladas de preciosas obras de arte en mosaicos o ya en El Golf, admirar decenas de esculturas a la mano de cualquier visitante. Otro punto de exposición que me llama mucho la atención, son las estaciones de Metro. Desde el año 2000 que podemos ver cómo muchas de ellas se han ido convirtiendo en verdaderas salas de exposiciones con grandes obras de artistas como Mario Toral, Samy Benmayor, Francisco Smythe, entre otros.

Pero no sólo tú puedes ir al arte, sino que el arte también va hacia donde estás tú. El año pasado las personas que pasaban por fuera de la Estación Central o del Teatro Municipal, se sorprendieron al ver un container naranjo. Muchos se preguntaron de qué se trataba. Y sí, era una sala de arte itinerante llamada “Sala de Carga”, que este año repetirá la muestra en otras puntos de Santiago, por ejemplo en la Estación Mapocho, en Plaza Italia, en La Granja o frente a la Municipalidad de La Florida. La muestra durará hasta diciembre de este año. Una experiencia imperdible.

Así podría seguir enumerando miles de lugares llenos de “arte” y sus expresiones porque no solamente un cuadro, una escultura o un mural lo son. Arte es el conjunto de todo lo que hace brillar la ciudad.

+ + +

Comenta sobre este artículo

Relacionados